Organizaciones vinculadas a la educación exigen al Gobierno suspender clases presenciales

Spread the love

El Colegio de Profesores, Aprojunji, Andepa y otras organizaciones aseguraron que las condiciones para la presencialidad no son las adecuadas, por lo que las clases deben suspenderse a la brevedad. Desde el Mineduc, el ministro Figueroa no dio espacio para esta alternativa e insistió en la voluntariedad del proceso.

Diversas organizaciones, entre ellas Aprojunji, el Colegio de Psicopedagogos, la Asociación Nacional de Padres y Apoderados (Andepa), funcionarios de la Agencia de Calidad de la Educación y uno de los sindicatos de Fundación Integra,  encabezados por el Colegio de Profesores, realizaron un enfático llamado esta mañana para que el Gobierno suspenda las clases presenciales.

El retorno a las aulas se produjo el 1 de marzo, con voluntariedad de asistencia y con el compromiso del Gobierno de seguridad para los estudiantes en el marco de la crisis de COVID-19. Sin embargo, en esta primera semana ya más de 40 colegios de diversas comunas han debido suspender sus clases por contagios en las comunidades. Mientras en paralelo los casos diarios de coronavirus siguen aumentando, registrándose durante esta jornada más de 5 mil nuevos contagios.

Por ello, el presidente del Colegio de Profesores, Carlos Díaz, llamó al Gobierno a cambiar su posición cuanto antes.

“Nos parece inaudito, insólito que tengamos un gobierno que insista en la lógica de clases presenciales, por ese motivo el día de hoy nos hemos reunido para informar a todo el país que estamos exigiendo al gobierno de Sebastián Piñera que suspenda de inmediato las clases presenciales. Hoy las comunidades educativas estamos en riesgo de vida y, por tanto, se hace absolutamente presentable y necesario que se suspendan las clases en todo el país“, expresó el presidente del Magisterio.

Desde las organizaciones, los diferentes voceros y voceras destacaron que los establecimientos no cuentan con las condiciones para volver a clases, y que si bien la decisión es voluntaria para las familias, no así para los docentes y trabajadores de educación, quienes también están en riesgo.

“Estamos aquí para hacer un llamado a no llevar a sus hijos e hijas a jardines infantiles de la Junta Nacional de Jardines Infantiles y también para hacer una denuncia categórica, más de 100 jardines infantiles en la Región Metropolitana tuvieron que ser cerrados por condiciones insalubres. Más de 100 jardines infantiles en la RM han expuesto  a las trabajadoras de educación inicial a un riesgo inminente de contagio, han vulnerado sus derechos“, dijo Sandra López, presidenta metropolitana de Aprojunji.

En tanto, en entrevista con Radio Universidad de Chile, el académico Rodrigo Cornejo, investigador del Observatorio Chileno de Políticas Educativas (OPECH), también abordó el conflicto que se ha generado, y reforzó lo que otros actores ya han dicho, y es que la presencialidad es irremplazable. Sin embargo, también destacó que pareciera que hoy las condiciones para regresar a ello no existen en su totalidad.

Asimismo, Cornejo dijo que se debe tener claro que este año la presencialidad no podrá ser 100 por ciento, y que lamentablemente no se han creado políticas públicas en torno a esa realidad.

“Esta emergencia partió en marzo de 2020, hace un año y la impresión que tengo yo y que tienen varios investigadores e investigadoras es que tenemos un año perdido”, dijo.

Agregó: “Yo partí diciendo que la forma correcta de llamarle a lo que ocurrió el año pasado fue trabajo de emergencia a distancia ¿Por qué? porque uno dice clases online, pero el diseño de clases en modalidad online requiere mucho trabajo previo. Capacitaciones, adecuaciones curriculares, contar con dispositivos de forma masiva, contar con conectividad adecuada, dotar a los trabajadores de estas herramientas y nada de eso se hizo en marzo de 2020. Y lo terrible es que estamos en marzo de 2021 y nada de eso se ha hecho“.

Desde el Ministerio de Educación, el ministro Raúl Figueroa no ha dado indicios de que las clases vayan a ser suspendidas, por el contrario, ante la solicitud, destacó que el regreso es voluntario y decisión de cada padre, madre o apoderado.

By: Diario UChile

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *