Subsecretaria de la Mujer: “Trabajamos en un proyecto para que las empresas visibilicen sus brechas salariales”

Después de dar a conocer los datos que deja la última encuesta Casen sobre la situación de la mujer en Chile, la autoridad ejecutiva, Carolina Cuevas, dio cuenta de las acciones que prepara la administración central para revertir las notables diferencias entre hombres y mujeres en materia laboral.

El Gobierno está trabajando en un proyecto de ley para que las empresas estén obligadas a publicar las cifras sobre diferencias salariales y empleabilidad por género existentes en el lugar de trabajo.

Así lo informó la subsecretaria del Ministerio de la Mujer y Equidad de Género, Carolina Cuevas, al dar a conocer, junto a la subsecretaria de Evaluación Social, Alejandra Candia, los principales resultados de la última Encuesta Casen, relacionados con la situación socioeconómica y las diferencias que aún existen en comparación con los hombres.

En cuanto a la brecha salarial, para la subsecretaria de la Mujer y Equidad de Género, Carolina Cuevas, hay que comenzar por transparentar la situación que se vive en las industrias y empresas.

“Nosotros trabajamos en un proyecto que va a visibilizar las brechas a nivel de empresa e industria, porque hoy día la información que tenemos es muy global, y al momento de darla a conocer nos alarma a todos, nos preocupa a todos, pero nadie se siente dueño de esas cifras. Por lo tanto, una de las formas de avanzar es dar a conocer la información que elabore y difunda cada compañía”, afirmó.

Por su parte, Alejandra Candia precisó que la participación laboral femenina corresponde a casi el 49 por ciento, en comparación a los hombres que representa más del 70 por ciento.

Además, informó que el 20 por ciento de las mujeres que no tiene actividad laboral está en esa situación debido a que se dedican al cuidado de los hijos, el hogar, o bien, algún familiar no autovalentes. En cambio, los varones en esta situación no superan el 0,6 por ciento.

“Si bien la mujer ha aumentado su participación laboral en el tiempo, hoy apenas el 50 por ciento participa, cifra que es muy menor en sectores de más bajos ingresos, brecha que es significativa en comparación a los hombres, que alcanza el 70 por ciento. Muchas mujeres no cuentan con ingresos propios, un tercio de ellas, y tomar en cuenta la imposibilidad de trabajar producto de labores domésticas, cuidado de hijos o personas de la tercera edad”, sostuvo Candia.

Las secretarias de Estado fueron enfáticas en defender iniciativas como los proyectos de ley sobre Sala Cuna Universal y flexibilidad laboral, con tal – indicaron- de multiplicar las oportunidades de empleo remunerado para las mujeres.

Sin embargo, durante el punto de prensa, Judith Ruiz, jefa de hogar, madre y vecina que participa en las capacitaciones impulsadas por la Municipalidad de Santiago en el Centro Comunitario Palacio Álamos, criticó la falta de iniciativas gubernamentales que terminen con la discriminación que existe en las empresas cuando se prefiere contratar a un hombre en vez de una mujer. Además de expresar las notables diferencias salariales recibidos entre uno y otro.

“Si yo trabajo, ¿esos niños dónde quedan?, solos, con todos los peligros que ello significa. Me dicen que salga de la casa, ¿a qué?, a hacer una fila donde la mayoría son hombres, donde si quedo trabajando me pagarán la mitad, unos pesos que va a permitir pagar un arriendo, comer y nada más. Para que hablar de capacidad de ahorro”, subrayó.

En esta “radiografía” de la última encuesta Casen sobre la situación de la mujer en Chile, reveló también que cuatro de cada diez hogares tienen jefatura femenina, un 9,2 por ciento de estos con una mayor tasa de pobreza frente a 6,4 por ciento de los que son liderados por hombres.

Finalmente destaca que una de cada tres mujeres no tiene ingresos propios en Chile y que el 36 por ciento de mujeres mayores de 12 años fueron madres adolescentes.

Cabe resaltar que algunos conglomerados como el Frente Amplio, han criticado los temas que ha puesto en el tapete el Ejecutivo. Incluso, este sector político ha dicho que la agenda oficial no representa los intereses de la gran mayoría de las mujeres, por lo que, desde la oposición, han elaborado sus propias propuestas dirigidas al reconocimiento por ley del trabajo doméstico, además de sumar nuevas indicaciones en materia de acoso sexual laboral, equidad salarial, entre otros.

By: Rodrigo Fuentes / Diario Uchile

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *